MIHY logo small

Consejos de Seguridad para Viajeros

 

Un delito es un acontecimiento que se verifica independientemente de la voluntad de la víctima — es un hecho sobre el que la víctima no tiene control ni culpa. Aun así, es posible adoptar algunas precauciones para evitar situaciones de riesgo y, así, disminuir la probabilidad de que suceda un delito o para atenuar las consecuencias que este suceso pueda provocar.

Antes de realizar un viaje, guarde en su correo electrónico una copia de sus documentos de identificación y billetes de viaje, para tener fácil acceso a ellos en caso de que los originales le sean sustraídos.

Busque y lleve con usted las direcciones del consulado o embajada del país del que es nacional, policía, hospitales y otros servicios de apoyo disponibles en el país al que va a viajar, para facilitarle el contacto en caso de necesidad. Intente avisar también a amigos y familiares acerca de los recorridos que va a realizar y el nombre y dirección de los lugares en los que se va a alojar.

Cuando se encuentre en un país o en una ciudad que no le sea familiar, procure programar con antelación los recorridos que va a seguir, con el fin de evitar lugares deshabitados, con poca iluminación o aislados. Para ello, consulte mapas en papel y a través de Internet, y hable con personas que conozcan bien los lugares por los que pasará, pidiéndoles consejos sobre los puntos específicos a evitar y sobre los trayectos más seguros.

Opte por utilizar medios de transporte seguros y tenga cuidado con las empresas de autobuses clandestinas o con taxis cogidos en la calle — siempre que sea posible, llame a una compañía de taxis para solicitar el servicio.

Para evitar delitos patrimoniales (hurtos o robos), deje sus pertenencias de valor y documentos a buen recaudo, preferentemente en la caja fuerte del hotel o, si alquila una casa, en un sitio de difícil acceso. Cuando salga a la calle, lleve apenas lo esencial — el dinero que vaya a utilizar ese día y fotocopia de los documentos de identificación.

Para más consejos de seguridad para antes y durante el viaje, consulte el menú de al lado.

 

Antes del viaje

Prepare su viaje anticipadamente, evaluando las cuestiones logísticas necesarias, y considerando el país de destino.

En cualquier caso, procure adoptar las siguientes medidas:

  • Busque en libros y en Internet información sobre el país y ciudades a las que va a viajar (cuáles son las zonas peligrosas, los delitos registrados más frecuentes y los servicios de apoyo existentes);
  • Escanee sus documentos de viaje y envíelos a su correo electrónico;
  • Disponga también de una copia de sus billetes de viaje en su correo electrónico;
  • Apunte el número de sus tarjetas bancarias y los números de teléfono de las operadoras en caso de que tenga que cancelarlas;
  • Tenga un registro de seguridad de los contactos grabados en su móvil;
  • Haga una lista de las direcciones de los diferentes servicios disponibles en el país al que va a viajar (como oficina consular, hospital, policía, entidades de apoyo a la víctima, etc.)
  • Deje las direcciones de los lugares en los que se va a alojar a sus amigos y familiares.

 

Durante el viaje

En la Calle:

  • Lleve una fotocopia en color de su documento de identificación, dejando el original en un lugar seguro (como la caja fuerte del hotel);
  • Lleve apenas las pertenencias imprescindibles y de forma segura. Por ejemplo, divida el dinero entre el monedero, los bolsillos y el bolso;
  • Use siempre bolsos con cierre;
  • Nunca pierda de vista sus pertenencias — en restaurantes o bares, no deje el bolso con sus pertenencias en la mesa o colgado de la silla;
  • Procure no andar por calles poco iluminadas y solitarias;
  • Si se da cuenta de que le están siguiendo o amenazando, entre en un local seguro, en el que haya otras personas (como un restaurante), y si fuera necesario llame a la policía.

En el Hotel:

  • En el momento de llegada y salida del hotel, no pierda sus pertenencias de vista;
  • Cierre siempre las ventanas o puertas de la habitación cuando salga de ella o cuando esté durmiendo;
  • Utilice la caja fuerte del hotel para guardar sus pertenencias;
  • Deje la llave de la habitación en recepción (para evitar que se la roben cuando esté en la calle) Si alquila una casa:
  • Haga una lista y fotografías de las pertenencias que tenga en la casa (muebles y objetos de valor);
  • Esconda sus documentos y parte del dinero en un lugar de difícil acceso para otras personas;
  • Asegúrese de que las puertas y ventanas están bien cerradas cuando salga o esté durmiendo;
  • Si se ausenta por algunos días, no deje indicios de su ausencia (deje una luz encendida, por ejemplo);
  • Desconfíe de los servicios técnicos que no haya solicitado (agua, luz, gas, etc.) y pida siempre la identificación del técnico;

En el Coche:

  • Mantenga las puertas cerradas, principalmente cuando se encuentre parado en un semáforo;
  • Estacione siempre que pueda en zonas autorizadas, donde haya movimiento e iluminación;
  • Cuando estacione no deje sus pertenencias a la vista;
  • No guarde sus pertenencias en el maletero cuando ya esté estacionado, hágalo antes de salir de casa o del hotel;
  • No deje a la vista elementos que indiquen que el coche es alquilado (pegatinas o papeles con el nombre de la empresa de alquiler).

En la playa:

  • Lleve sólo el dinero indispensable, evitando llevar objetos de valor;
  • Cuando se bañe, no deje sus pertenencias sin vigilancia;
  • Procure quedarse cerca de los servicios de apoyo (bares, restaurantes, socorristas).

Para prevenir delitos patrimoniales, consulte más información en la página de la APAV — Cautelas contra el Delito (http://www.complique.org/)